Al reencuentro con Madonna

El hijo adoptivo de la cantante viaja a Londres en un vuelo privado; varias organizaciones de derechos humanos exigen una revisión del caso

El Universal
Martes 17 de octubre de 2006

LILONGWE (AP).- El niño de 13 meses que Madonna adoptó, salió de Malawi ayer en un avión fletado, dijo un funcionario de Inmigración.

El menor, David Banda, subió al avión acompañado por dos británicos y dos estadounidenses, una de las cuales dijo ser niñera, informó el agente de Inmigración, que habló bajo condición de anonimato.

El funcionario dijo que aunque sólo vio una visa estadounidense en el pasaporte del niño, las personas que viajaban con él dijeron que irían a Inglaterra, donde Madonna reside, vía Sudáfrica.

La embajada de Estados Unidos se abstuvo de emitir comentarios, argumentando que los asuntos de visa son privados.

Algunos grupos defensores de los derechos humanos le han pedido a las cortes de Malawi que revisen el fallo que le permitió a Madonna adoptar un niño del empobrecido país, alegando que quieren asegurarse de que no se violaron las regulaciones de protección del niño para beneficiar a una estrella del pop que ha sido generosa con el país.

El Alto Tribunal de Malawi otorgó el jueves la custodia preliminar a Madonna y su esposo, el cineasta Guy Ritchie, aun cuando la ley exige que los futuros padres vivan en el país un año, mientras los trabajadores de bienestar social investigan su aptitud para cuidar niños.

Justin Dzonzi, abogado de una coalición de derechos humanos y organizaciones defensoras del niño, dijo que su grupo presentó el lunes documentos en los que le pidió a un juez que revise el caso.

Boniface Mandere of Eye of the Child, una sociedad local de protección del menor, dijo: "La corte parece haber tomado una decisión en base a la riqueza de Madonna. Pero ser buen padre no es cuestión de dinero, requiere cuidado, corazón y amor".

Acotó que el grupo no se opone a la adopción, sino que quiere asegurarse de que se haya cumplido la ley.

David no salió de Malawi el viernes con Madonna y Ritchie, porque quedaban pendientes los últimos asuntos legales, dijo una vocera de Madonna, y algunos miembros del séquito de la cantante se quedaron en la nación africana para cuidar al menor.

Madonna y Ritchie tienen un hijo de cinco años, Rocco, y ella tiene además una hija de nueve, Lourdes.La publicista Liz Rosenberg dijo en declaraciones a la agencia Associated Press que la cantante "hará lo posible para que (la adopción) no se transforme en circo publicitario".

La organización benéfica de Madonna, Raising Malawi, está construyendo ese país sudafricano un orfanato que tendrá capacidad para 4 mil niños.

Malawi es uno de los países más pobres del mundo, devastado por el sida y sequías periódicas.