“No hay una bisexualidad, hay muchas”: Rinna Riesenfeld

* A la bisexualidad hay que aceptarla, no arreglarla, asegura

 

México DF, octubre 18 de 2006 (Christian Rea Tizcareño/NotieSe*).- 

 

“Los bisexuales son poco comprendidos, se les cree ‘homosexuales no asumidos’ o ‘gente confundida’, se les exige ‘definirse’ y se imagina que son incapaces de comprometerse en una relación amorosa”, dice el libro Bisexualidades, de la sexóloga y psicoterapeuta Rinna Riesenfeld, el cual, según las palabras de su autora, está dirigido a los bisexuales, a sus parejas, familias, amigos, curiosos y cualquiera deseoso de entender y respetar la diversidad sexual.

 

El texto nació, comentó Rinna a NotieSe, debido a que no existía literatura en español que hablara sobre el tema. El título surgió porque ella se dio cuenta de que “no hay una bisexualidad, hay muchas. Esta orientación sexual tiene una diversidad tremenda, igualmente la homo y la hetero; pero ésta, como tiene de las dos, resulta más fascinante en ese sentido”.

 

Hay gente que es bisexual en fantasía; quien se considera heterosexual, pero de vez en cuando tiene sus “acostones” con personas del mismo sexo; mientras que otros de repente tienen una relación diferente a la acostumbrada, y les resulta satisfactoria, “encontré un paraíso de diversidad”, afirmó Riesenfeld, también escritora de Mamá, papá, soy gay.

 

En relación a quienes a piensan “no andaría con un bisexual porque no podría competir con el sexo contrario”, Rinna declaró: “El amor no es una competencia. No es cuestión de la envoltura. Si la relación de pareja está buena, no importa lo que haya en el mercado, la gente se va a quedar ahí”.

 

En cuanto a quienes opinan que la bisexualidad está de moda, la psicoterapeuta señaló que la experiencia humana siempre ha sido natural, sólo la rechazan, o la reprimen, o la avalan las sociedades. La diferencia es que ahora existen los medios de comunicación, y se visibiliza más un tema que ha existido siempre.

 

Asimismo, Bisexualidades está recomendado a los terapeutas, pues, de acuerdo con las palabras de Rinna, existen colegas que tienen prejuicios al respecto y recomiendan a su paciente que se defina para un lado o para el otro. “La persona sale peor de cómo estaba. A la bisexualidad hay que aceptarla, no arreglarla, pues no es un problema a resolver”.

 

“¿A quién quieres engañar?”, es una frase muy común para cuestionar a los bisexuales, ergo, tienen que aguantar los mitos tanto de los ambientes heterosexuales, como homosexuales; sin embargo, la única manera de combatir los prejuicios es con información, expuso Rinna, de otra manera, las personas pueden perder grandes amigos y parejas increíbles.

 

“Me preguntan que por qué hago textos polémicos. Yo les contesto: el amor no es polémico, lo hacemos polémico. Si alguien ama a una persona, ¿cuál es la polémica de eso? El amor y el sexo son sanos, nos hacen sonreír, no dañan a nadie En los juegos de video, entre más robas y matas tienes más puntos. Eso nadie lo cuestiona, pero la bisexualidad sí. Nos da más miedo el amor que la violencia.”, expresó.

 

Bisexualidades, el cual salió a la venta en septiembre, se enfrenta a editoriales y establecimientos que no permiten entrar contenidos como este, sucedió con Mamá, papá, soy gay, indicó la sexóloga; no obstante, cualquier persona lo puede adquirir en El Armario Abierto, primera librería especializada en educación y cultura de la sexualidad.

 

Según manifestó, “no va a incitar a la bisexualidad. Invita a una reflexión sobre el arte del amor, del deseo, del misterio y la atracción. La gente entre más ama, deja de odiar. Por mí que todo mundo ame y coja, con responsabilidad. La gente bisexual no es un monstruo. Por qué limitar entonces a una persona que tiene un modelo distinto al tuyo”.

 

Después de este libro, “la vida me dirá qué sigue. Cuando escribí Mamá, papá, soy gay, no me imaginé hasta dónde iba a llegar. Yo misma me asusté cuando alguien me dijo: ‘este libro cambió mi vida’”, añadió Rinna.

 

* www.notiese.org